Terapia priónica contra las neurodegenerativas

_

No es común que la comunidad científica (a diferencia de la mayoría de medios de comunicación y algunos divulgadores) tilde un estudio preclínico como un hito en el camino contra la enfermedad de Alzheimer. Es ciencia básica y un montón de cosas pueden ir mal desde que un fármaco muestra cierto éxito en ratones hasta que finalmente llega a probarse en estudios clínicos. El salto translacional siempre es delicado, complejo y con un pequeño margen para el error. Además, este estudio en particular se ha realizado sobre alteraciones priónicas, no sobre aspectos específicos de enfermedades concretas.

Los priones son proteínas con un plegamiento erróneo, lo que en parte les otorga su calidad de patógenas. Sin embargo, a diferencia de otras proteínas patógenas que sí presentan ADN o ARN, los priones no poseen material genético; son sólo aminoácidos. Cuando un prión entra en el organismo, actúa sobre la forma sana de esa misma proteína, modificándola y convirtiéndola en prión. Es, por poner un ejemplo, una proteína zombie. El tipo más popular de enfermedad priónica es la enfermedad de las vacas locas, pero también pueden considerarse como priónicas otras enfermedades neurodegenerativas como el Parkinson (alteración de la proteína α-sinucleína 1,2), el Alzheimer (alteración de las proteínas tau 3 y β-amiloide 4) o la enfermedad de Huntington (alteración de la proteína huntingtina 5).

_

Diferencia en el plegamiento de una proteína normal con respecto a una proteína alterada (prión)

_

En estas enfermedades, el aumento en el número de priones lleva a una sobrecarga general en la respuesta a las proteínas desplegadas (UPR, por sus siglas en inglés), la cual controla el inicio de la síntesis proteica. Esto hace que la traducción quede reprimida de forma continuada, lo que provoca una pérdida de proteínas críticas y el consiguiente fallo sináptico y muerte neuronal.

Ya se había demostrado que la manipulación genética localizada en la vía UPR era capaz de rescatar la represión de la traducción, previniendo la neurodegeneración en un modelo roedor de enfermedad priónica 6. Lo que no se había logrado hasta ahora es que un tratamiento oral con un inhibidor específico de la PERK kinasa (mediador clave en la vía UPR), pudiera prevenir la represión de la traducción, anulando el desarrollo de sintomatología clínica típica de enfermedades priónicas, ejerciendo, además, un efecto neuroprotector en el cerebro del ratón. En esta ocasión, los investigadores no sólo lograron esta prevención en un estado preclínico (asintomático), sino también más adelante, cuando la presencia de síntomas conductuales era ya evidente. Al parecer, el compuesto utilizado actúa de forma independiente al proceso patogénico de los priones y es efectivo a pesar de la acumulación continuada de estas proteínas alteradas.

Es otras palabras: este estudio ha logrado, por primera vez, detener por completo el proceso de cualquier forma de neurodegeneración. Parkinson, Alzheimer, demencia con cuerpos de Lewy, Huntington… Todas son enfermedades neurodegenerativas, por lo que sí, es un ippon en toda regla. Han demostrado que las células priónicas tienen un enorme potencial como diana terapéutica.

En caso de conseguirse, lo cual no está en absoluto garantizado, sin duda el resultado sería gigantesco: las alteraciones en la alpha-sinucleína en Parkinson, las proteínas tau y beta-amiloide en el Alzheimer, la huntingtina en la enfermedad de Huntington… Todas elementos específicos serían irrelevantes, ya que los investigadores han ido un paso más allá, fijando la forma en que las células interactúan con esas proteínas alteradas. Lo que significa que un sólo fármaco efectivo a este nivel podría poner fin a varias de las enfermedades más devastadoras que ahora mismo presenta el sistema nervioso central.

Crucemos los dedos.

_

_

Ref: Moreno JA, Halliday M, Molloy C, Radford H, Verity N, Axten JM, et al. (2013) Oral Treatment Targeting the Unfolded Protein Response Prevents Neurodegeneration and Clinical Disease in Prion-Infected Mice. Sci Transl Med; 5: 206ra138.

_

Anuncios

4 pensamientos en “Terapia priónica contra las neurodegenerativas

  1. Me produce escalofríos, evidentemente no por ser una mala señal, sino por el avance tan brutal que podría suponer. Esa lucha contra la naturaleza es alentadora y en principio para mejorar la vida, pero llámame “prudente”, me aterra un poco a la vez.

    Me gusta

  2. Entonces si los priones son solo aminoácidos, uno no está más predispuesto a tener Parkinson o Alzheimer porque su padre o su madre lo hayan padecido, no?
    Y que queda? Causas ambientales, alimenticias, reacciones químicas imprevisibles…Existe el entrenamiento neuronal preventivo de algunas de estas dolencias, o es un mito??
    Gracias!

    Me gusta

    • Hola Mercedes =),

      Sí, efectivamente el factor genético es bastante importante, pero no es el único. Como bien señalas, existen otros que pueden aumentar la probabilidad de padecer cualquiera de estas enfermedades.

      En cuanto a la prevención… Bueno, no es algo totalmente seguro. Digamos que favorece el retraso de la aparición de la enfermedad, pero no hay nada que prevenga 100% de padecerlas. Lo del “Brain training” es poco riguroso, aunque sí hay actividades que parecen más beneficiosas que otras. A grandes rasgos: ejercicio físico, vida social y no dejar de aprender nunca (aprender idiomas, nuevos hobbies…). ¡Y cuanto antes mejor!

      Me gusta

    • Hola Mercedes, se que en la corea de huntington, basta con que uno de los padres tenga el gen mutado para heredarle la enfermedad a los hijos, en donde si el cromosoma que aporta el padre a los hijos es el afectado la prevalencia de padecer la enfermedad aumenta. Esto esta comprobado cientificamente y existen algunos estudios y publicaciones que lo avalan.

      Existen algunas causas que propician la enfermedad como el alcoholismo. Por lo que sé no hay nada que inhiba el proceso de neurodegeneracion, hasta ahora que lei este post. Este tipo de enfermedades se comen a nuestra gente de forma gradual, eso es lo más triste. Crucemos los 20 dedos para que pronto hallen alguna alternativa medica viable.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s